Los Beatles graban “Back in the USSR”… sin Ringo

La sesión duró de 7pm hasta un cuarto para las 5 de la mañana. Ringo participó de los ensayos iniciales, mostrándose particularmente incómodo, para finalmente abandonar la sesión antes de grabar y renunciando a la banda, según dio a entender.

Ringo: “Mientras grabábamos ‘el álbum blanco’ terminamos volviendo a ser una banda nuevamente, que es lo que siempre he amado. Amo estar en una banda. Por supuesto, pude tener momentos bajos, pues abandoné la banda por un tiempo ese verano. 

La abandoné porque sentí dos cosas: Sentía que no estaba tocando genial, y también sentía que los otros tres estaban de veras felices y yo era un outsider. Fui a ver a John, quien estaba viviendo en mi apartamento en Montagu Square con Yoko desde que nos mudamos a Kenwood. Le dije “me voy de la banda porque no estoy tocando bie y no me siento querido sino distraido, y ustedes tres son muy cercanos”. Y John dijo “Yo pensé que los cercanos eran ustedes tres!”… así que fui a ver a Paul y toqué su puerta. Le dije lo mismo: “Me voy de la banda. Siento que ustedes tres son muy cercanos y yo no”. Y Paul dijo “Yo pensé que los cercanos eran ustedes tres!”. Ni siquiera me molesté en preguntarle a George entonces. Dije “me iré de vacaciones”, tomé a los niños y nos fuimos a Sardinia”.

Efectivamente, Ringo viajó al Mediterráneo donde pasó 2 semanas en el yate de Peter Sellers. Fue allí que escribió “Octopus’s Garden”. La banda mantuvo todo el tema alejado de la prensa. Eventualmente, Ringo regresaría a la banda sin problema.

Ringo: “Descansé y las vacaciones fueron geniales. Sabía que todos estábamos en una etapa desordenada. No era solo yo; todo se estaba desmoronando. Me había ido definitivamente, ya no lo soportaba más. No había magia y las relaciones eran terribles. Había llegado a un punto muy malo en la vida. Puede haber sido paranoia, pero simplemente no me sentía bien, sino como un outsider. Pero luego me di cuenta que todos nos estábamos sintiendo como outsiders y sólo se necesitaba que volviera golpeando hasta llegar a una cabeza. Recibí un telegrama diciendo “Eres el mejor baterista de rock’n’roll en el mundo. Vuelve a casa, te amamos”. Y entonces volví. Todos necesitábamos esa pequeña sacudida. Al volver al estudio encontré que George lo había decorado con flores… había flores por todos lados. Me sentí bien conmigo mismo nuevamente, pasamos esa pequeña crisis y todo era genial“.

Los otros 3 continuaron con la grabación en los estudios Abbey Road, con 5 tomas del tema, con Paul en la batería y John en un bajo de 5 cuardas.

Al día siguiente, las líneas de bajo de John serían borradas y la canción completada.

Al final de la sesión, George Martin grabó y se llevó una versión mono masterizada de Baby You’re a Rich Man, sin razón explícita aparente.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *