Los Wings se toman la foto de la portada de Band On The Run

Paul y Linda McCartney ofrecen una fiesta para algunos invitados de distintos rubros a quienes han convocado para ser parte de la portada de su próximo disco, a lanzarse en diciembre, y el fotógrafo Clive Arrowsmith y Barry Chattington. Estos personajes eran el conductor de talk shows Michael Parkinson, el cantante Kenny Lynch, los actores James Coburn y Christopher Lee, el boxeador John Conteh, y el miembro del Parlamento Clement Freud.

Tras varias horas tomando, acuden a Osterley Park en Hounslow, Londres ; -todos vestidos de negro como convictos, como toda una “banda en el escape”.

“Era el único ahí que no estaba ebrio, estaba muy asustado. Era mi primer trabajo verdaderamente grande y la responsabilidad era demasiado grande como para participar de la diversión”

Clive Arrowsmith

Los Wings llegan al parque donde eligen una pared de ladrillos frente a la que llevan a cabo el concepto de la portada del disco, que había sido ideado por Linda.

Esto significaba que todos tenían que estar muy quietos durante más de 2 segundos para que la imagen fuera nítida. Dos segundos pueden no parecer mucho tiempo, sin embargo, tuvieron una fiesta antes del rodaje y todos estaban mucho peor, pero aún así disfrutaban de la compañía de los demás, por decir lo menos. Tratar de hacer que todos se queden quietos y jueguen el papel de escapar como prisioneros resultó ser extremadamente difícil, en medio de la risa, las bromas y la neblina de sustancias… los arreglé todos juntos para que pudieran apoyarse el uno contra el otro y de la pared. Ahora, debido a que todos andaban un poco inestables, Denny Lane se cayó un par de veces riéndose histéricamente… todos se estaban divirtiendo mucho. Tuve que usar un megáfono para llamar su atención, incluso me había colocado en la parte superior de una escalera, al lado del foco y grité las instrucciones persistentemente, lo que casi todos ignoraron, hasta que finalmente me harté y grité ‘¡Quédense quietos!.

Clive Arrowsmith

Arrowsmith era un fotógrafo galés que había fotografiado a Los Quarrymen en Liverpool. Muchos años después, Linda McCartney vió algunas de las fotos tomadas por Arrowsmith en la revista Vogue y lo invitó a hacerse cargo de la foto, a pesar que en ese momento Arrowsmith se estaba desempeñando como diseñador en el programa Ready, Steady, Go.

Realmente no sabía lo que estaba haciendo y usé la película equivocada, por lo que todas las imágenes salieron amarillentas. Aparte de eso, solo tres de los disparos estuvieron enfocados por todo lo que se movían, así que cuando tuve que mostrarle a Paul que me estaba volviendo muy loco para decir algo, solo contuve el aliento.

Clive Arrowsmith

Además de usar la película equivocada, el grupo no pudo mantener la postura por mucho tiempo, algunos entraban al encuadre mientras otros salían del mismo. Arrowsmith convenció a Paul McCartney de que las fotografías amarillas eran intencionales.

La verdadera preocupación era que no habría un tiro donde todos estuvieran quietos y afilados. Se las mostré a Paul y él las amó. Nunca le mencioné el tono dorado hasta unos años más tarde, cuando estaba fotografiando la contraportada del “Wings At The Speed ​​of Sound”. Después del rodaje, tomando un café, le dije “Paul… hay algo que quería decirte durante años… esa luz amarilla en la cubierta de Band on the Run? Eso fue un error. Usé película de luz del día en lugar de tungsteno”. Paul se rió y dijo: “Está bien, pensé que se veía genial y que querías hacerlo así”

Clive Arrowsmith

La sesión de fotos también fue filmada en 16mm por Barry Chattington, y los 26 minutos de metraje fueron luego editados a ocho minutos. La edición, realizada por Storm Thorgerson y Gordon House, se utilizó como telón de fondo durante la gira mundial de Wings en 1975-76.

Center map
Get Directions

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *