McCartney compra un acetato de los Quarrymen

La galería Sotheby anuncia que el acetato del single grabado por los Quarrymen en los estudios Kensington de Liverpool en 1958 y que obrara en poder de John Lowe, pianista del grupo por entonces, va a ser subastado. Paul intenta comprárselo a Lowe por cinco mil libras y ante la negativa de este, acude a los tribunales para impedir su subasta. No tiene derecho sobre el tema “In Spite af all the Danger” compuesto por él y George Harrison, pero sí sobre “That’ll Be The Day” de Buddy Holly, ya que todos los derechos de las canciones de Holly le pertenecen. Finalmente, Lowe accede a vender el acetato a Paul.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *