Fallece Linda McCartney, la primera esposa de Paul

Linda_McCartneyFallece de cáncer, en Tucson, Arizona, Estados Unidos, Linda Louise McCartney, primera esposa de Paul McCartney, y madre de Heather, Mary, Stella y James. Fue una intérprete musical, compositora, activista en favor de los derechos de los animales, escritora de libros de cocina vegetariana y fotógrafa.

Linda había sido diagnosticada con cáncer de mama en 1995, y su condición empeoró extendiéndose a su hígado. Tenía 56 años cuando murió, en el rancho de la familia McCartney en Tucson. En este mismo estado se le incineró, y sus cenizas fueron trasladadas a Inglaterra y esparcidas en la otra finca McCartney, en Sussex.

Un servicio conmemorativo tuvo lugar para Linda en St. Martin-in-the-Fields, en Londres. Paul contó con la visita de George Harrison, David Gilmour, Elton John, George Martin y Ringo Starr. La misa fue privada pero trascendió que McCartney habría tocado Let it Be en un piano, con la respectiva dedicatoria a la única mujer a la que había sido fiel y de quien se separó, según él mismo recuerda, únicamente durante los días que fue encarcelado en 1980.

Linda pasó un problemático tratamiento dado su estricto vegetarianismo. “Si un fármaco tiene que ser utilizado en seres humanos entonces tuvo que ser probado en un animal…

Linda había llegado a generar una fortuna por su trabajo tanto con los Wings, como con la fotografía y sobre todo con su linea de libros de cocina y alimentos vegetarianos. Todo esto fue dejado a Paul McCartney en un arreglo especial, que permite el aplazamiento de los impuestos debido sobre su patrimonio después de su muerte. Con esto, McCartney heredaba también los derechos de autor (y posteriores remuneraciones) sobre la música, los libros y fotografías de Linda.

Por ello, en adelante McCartney mantuvo el compromiso de continuar con su línea de comida vegetariana , y que la mantenga libre de organismos genéticamente modificados.

En enero de 2000, Paul anunció donaciones de más de 2.000.000 (dos millones) de dólares americanos para la investigación del cáncer en el Memorial Sloan-Kettering Cancer Center de Nueva York y el Centro del Cáncer de Arizona en Tucson, donde recibió el tratamiento Linda. Los centros recibieron $ 1 millón de dólares americanos (£ 625.000) cada uno. Las donaciones, para Garland Apelation, se hicieron con la condición, de que los animales no serían utilizados para fines de ensayo.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *